TÉ BLANCO Hay 15 productos.

Subcategorías

  • Selección Oro

    Casi desconocido entre nosotros, el té blanco es una variedad cultivada en Sri Lanka y Fujian. Por su aspecto también se conoce como Yin-zhen (agujas de plata). La infusión es de color pajizo, y era tan cotizado que servía como moneda de pago para los impuestos imperiales. También se le llama té de la longevidad por su extraordinario poder antirradical libre. Su capacidad antioxidante es tres veces mayor que la del té verde, y contiene muy poca cafeína. Se prepara a partir de brotes, no de hojas, lo que hace que su precio sea más elevado que el de las demás clases de té y que resulte difícil de conseguir. Sus principales propiedades: - Evita que las células normales se vuelvan cancerosas, suprimiendo la formación y el crecimiento de tumores. - Previene el desarrollo de los radicales libres, que pueden desencadenar el cáncer, las enfermedades cardiacas, la diabetes, el daño causado por radiación y el envejecimiento. - Refuerza el sistema inmunitario. - Controla los niveles de colesterol. - Reduce el riesgo de sufrir accidentes vasculares cerebrales haciendo que las plaquetas no sean tan viscosas. - Controla los niveles de presión sanguínea. - Mantiene moderados los niveles de azúcar. - Combate las bacterias mortales de los alimentos. - Refuerza las bacterias buenas de los intestinos, potenciando la regularidad intestinal. - Lucha contra los virus, incluyendo los que provocan el herpes simple, la polio e incluso el VIH. - Reduce el riesgo de ataques epilépticos postraumáticos. - Ayuda a perder peso bloqueando la ruptura de las féculas. - Proporciona un suave efecto estimulante sin provocar insomnio o nerviosismo. - Lucha contra las bacterias bucales que crean caries y mal aliento. - Retrasa el proceso de envejecimiento. - Mantiene el equilibrio de los fluidos corporales. - Reduce el estrés. - Actúa como un conservante natural, eficaz y seguro en los alimentos y cosméticos.

Mostrando 1 - 15 de 15 items
Mostrando 1 - 15 de 15 items